GACETA OFICIAL DE LA REPUBLICA DE CUBA

EDICION EXTRAORDINARIA, LA HABANA, 26 DE MAYO DE 1982, AÑO LXXX

Número 26                     Página 95

 

CONSEJO DE ESTADO

DECRETO-LEY NUMERO 56

 

FIDEL CASTRO RUZ, Presidente del Consejo de Estado de la República de Cuba.

 

HAGO SABER: Que el Consejo de Estado ha aprobado lo siguiente:

 

POR CUANTO: El progreso científico-técnico abre amplias perspectivas al uso pacífico de la energía nuclear y constituye un factor de primordial importancia para el desarrollo socio-económico del país y el avance en construcción del socialismo.

 

POR CUANTO: El desarrollo económico de nuestro país previsto para los próximos años incluye importantes tareas relacionadas con el desarrollo energético nuclear.

 

POR CUANTO: El desarrollo de la energía nuclear, por su gran complejidad, requiere la participación coordinada de diversos órganos e instituciones estatales, cuya actividad debe ser objeto de la correspondiente regulación legal, a fin de lograr la mayor efectividad.

 

POR CUANTO: La puesta en marcha y explotación de las instalaciones asociadas al desarrollo de la energía nuclear implican riesgos para los trabajadores ocupacionalmente expuestos a las radiaciones ionizantes, la población en general y el medio ambiente, riesgos éstos que deben ser prevenidos mediante la adopción de medidas respaldadas por normas jurídicas que garanticen su cumplimiento.

 

POR CUANTO: La adecuada normación jurídica del desarrollo de la energía nuclear contribuirá, además, a asegurar el cumplimiento de los compromisos de orden internacional asumidos por el Estado cubano en esta materia.

 

POR TANTO: El Consejo de Estado, consciente de la importancia que, para la construcción de la sociedad socialista, tiene el uso de la energía nuclear con fines pacíficos, de la conveniencia de contar con una eficiente regulación legal para el ordenado desarrollo de esta actividad y lograr los objetivos que la misma se propone, en uso de las atribuciones que le están conferidas en el inciso c) del Artículo 88 de la Constitución de la República, acuerda dictar el siguiente:

 

 

DECRETO-LEY No. 56

PARA LA REGULACION DEL USO PACIFICO DE LA ENERGIA NUCLEAR

 

 

CAPITULO I

OBJETIVO Y DEFINICIONES

 

ARTICULO 1.- El presente Decreto-Ley tiene como Objetivo:

a)         Establecer las normas jurídicas básicas para la utilización adecuada de la energía nuclear con fines pacíficos en el territorio nacional, garantizando que sirva a los intereses de todo el pueblo trabajador y a la elevación de su nivel de vida.

b)         Establecer las medidas que, frente a los riesgos derivados de las operaciones relacionadas con materiales nucleares, sustancias radiactivas y otras fuentes de radiaciones ionizantes, aseguren la protección de  la salud de los trabajadores ocupacionalmente expuestos, de la población vecina a las instalaciones nucleares y de la población en general, así como de los bienes y el medio ambiente.

c)         Regular la forma de ejecución en el territorio nacional de los compromisos asumidos por el Estado cubano en virtud de los convenios y demás acuerdos internacionales concertados en materia de energía nuclear.

ch)       Propender a la uniformidad de los mecanismos de regulación y control de las actividades relacionadas con el uso pacífico de la energía nuclear.

d)         Organizar la contabilidad y el control efectivos de los materiales nucleares; la protección física de éstos, de las sustancias radiactivas y de otras fuentes de radiaciones ionizantes; la seguridad de las instalaciones nucleares y la protección radiológica frente a los riesgos de exposición de las radiaciones ionizantes.

e)         Establecer las condiciones generales para el otorgamiento de las licencias correspondientes.

f)          Fijar las responsabilidades y sanciones que se deriven del incumplimiento de sus disposiciones.

 

ARTICULO 2.- A los efectos de facilitar la correcta interpretación y aplicación de las disposiciones del presente Decreto,-Ley, se definen a continuación los términos siguientes:

a)         Radiaciones ionizantes: Cualquier radiación formada por partículas directa o indirectamente ionizantes o por una mezcla de ambas.

b)         Fuentes de radiaciones ionizantes: Aparato, dispositivo o sustancia capaz de emitir radiaciones ionizantes.

c)         Exposición: Hecho de estar una persona expuesta a las radiaciones ionizantes.

ch)       Trabajador ocupacionalmente expuesto: Persona que trabaja directamente con fuentes de radiaciones ionizantes o que, por la índole de su trabajo, está expuesto a esta radiación.

d)         Material nuclear: Cualquier material básico o material fisionable especial, siendo éstos, a los efectos del presente Decreto-Ley, los siguientes:

            -Materiales fisionables especiales:

            El Plutonio 239; el Uranio 233; el Uranio enriquecido en los isótopos 235 6 233; cualquier material que contenga uno o varios de los elementos citados.

            -Materiales básicos:

            El Uranio natural; el Uranio empobrecido y el Torio; y cualquiera de los elementos citados en forma de metal, aleación, compuesto químico o concentrado.

e)         Instalación nuclear: Cualquier lugar en el que habitualmente se utilice material nuclear en cantidades superiores a un kilogramo efectivo, excepto los lugares en que los materiales se almacenen incidentalmente durante su transportación.

f)          Instalación radiactiva: Se entiende por Instalaciones Radiactivas:

            1. Las instalaciones de cualquier clase que contengan una fuente de radiaciones ionizantes.

            2. Los locales, laboratorios, fábricas e instalaciones en que se produzcan, almacenen o manipulen sustancias radiactivas.

g)         Explotador: Persona natural o jurídica titular de la licencia necesaria para la puesta en marcha y explotación de una instalación nuclear o radiactiva.

h)         Riesgo: Probabilidad de que ocurra un efecto nocivo, a corto o largo plazo, bien sobre la salud de los individuos o poblaciones o bien sobre los bienes materiales o sobre el medio ambiente.

i)          Daño: Cualquier resultado de muerte o menoscabo a la salud de las personas o de pérdida total o parcial de bienes materiales, debido a un accidente radiológico o a la liquidación de sus consecuencias.

j)          Accidente radiológico: Cualquier hecho imprevisto a consecuencia del cual puede producirse la exposición de personas o la dispersión de sustancias radiactivas al medio ambiente, en cantidades superiores a los limites establecidos por las regulaciones vigentes.

k)         Plan General de emergencia: Conjunto de actividades planificadas para ser realizadas por cada uno de los organismos encargados de cumplir una tarea determinada en caso de que se produzca una situación de emergencia nuclear.

l)          Situación de emergencia nuclear: Toda situación de accidente radiológico, como consecuencia de la cual pudiesen sobrepasarse los límites de exposición estipulados por la Comisión de Energía Atómica de Cuba, teniendo en cuenta los niveles de riesgos aceptados para estos casos.

 

 

CAPITULO II

DE LA COMISION DE ENERGIA ATOMICA DE CÚBA Y DE LA SECRETARIA EJECUTIVA PARA ASUNTOS NUCLEARES

 

ARTICULO 3.- La Comisión de Energía Atómica de Cuba es el órgano, encargado de dirigir y controlar la actividad nuclear en el territorio nacional, la que con este fin, asumirá las tareas que al efecto le encomiende el Consejo de Ministros o su Comité Ejecutivo. Esta Comisión se halla subordinada al Consejo de Ministros.

 

Los distintos organismos de la Administración Central del Estado y los Órganos del Poder Popular, dentro de sus respectivas competencias, prestarán a la Comisión la cooperación que ésta requiera para el cumplimiento de sus funciones.

 

ARTICULO 4.- La Comisión de Energía Atómica de Cuba es asistida en sus funciones por la Secretaría Ejecutiva para Asuntos Nucleares, adscrita al Consejo de Ministros.

 

ARTICULO 5.- La integración y funciones de la Comisión de Energía Atómica de Cuba y de la Secretaría Ejecutiva para Asuntos Nucleares serán determinadas por el Consejo de Ministros.

 

CAPITULO III

DE LAS LICENCIAS

 

ARTICULO 6.- La licencia es la autorización, contenida en un documento oficial, que se otorga para la realización de cualquier acto de importación, adquisición, empleo, operación, procesamiento, transportación, transferencia, evacuación, almacenamiento o exportación de sustancias radiactivas u otras fuentes de radiaciones ionizantes y de materiales nucleares en lo que competa.

 

En dicho documento se establecen los requisitos y las condiciones para el ejercicio de estas actividades, así como el período de tiempo de su validez.

 

Las licencias a que se refiere el párrafo anterior serán concedidas por la Secretaría Ejecutiva para Asuntos Nucleares, de acuerdo con las normas y requisitos establecidos en este Decreto-Ley y en el Reglamento que al efecto se dicte.

 

ARTICULO 7.- En el caso de instalaciones nucleares y radiactivas de determinada importancia, la licencia se expedirá con vistas a una etapa o fase específica. En el proceso para la concesión de estás licencias se preverá la aprobación de las siguientes etapas: emplazamiento, construcción, puesta en marcha, explotación y cierre definitivo.

 

 

CAPITULO IV

SOBRE LOS SISTEMAS DE MEDIDAS REGULATORIAS

 

SECCION 1

De los Sistemas

 

ARTICULO 8.- Por sistema de medidas regulatorias se entiende el conjunto de normas establecidas para la regulación, aprobación, supervisión y registro, aplicables a la importación, empleo, operación, almacenamiento, producción, procesamiento, transportación, evacuación y exportación de materiales nucleares, sustancias radiactivas y otras fuentes de radiaciones ionizantes en el territorio nacional, encaminadas a reducir al mínimo los riesgos derivados de estas operaciones.

 

ARTICULO 9.- Los sistemas de medidas regulatorias son los siguientes:

a)         Sistema Nacional de Contabilidad y Control de los Materiales Nucleares.

b)         Sistema de Protección Física de los Materiales Nucleares, Sustancias Radiactivas y otras Fuentes de Radiaciones Ionizantes.

c)         Sistema de Seguridad de Instalaciones Nucleares.

ch)       Sistema Nacional de Protección Radiológica.

 

SECCION 2

Del Sistema Nacional de Contabilidad y Control de los Materiales Nucleares

 

ARTICULO 10.- Se entiende por Sistema Nacional de Contabilidad y Control de los Materiales Nucleares, el conjunto de medidas encaminadas a posibilitar su contabilidad y control, así como a la realización de los informes y notificaciones que de esta actividad se requieran.

 

ARTICULO 11.- Los objetivos del Sistema Nacional de Contabilidad y Control de los Materiales Nucleares son los siguientes:

a)         Contribuir a una gestión eficiente y económica de los materiales nucleares, mediante la adopción de adecuadas medidas de inspección, medición, inventario, registro, informe y verificación.

b)         Garantizar el cumplimiento de los compromisos internacionales que haya asumido el Estado cubano en relación con los materiales nucleares empleados en el territorio nacional.

 

ARTICULO 12.- El Sistema Nacional de Contabilidad y Control de los Materiales Nucleares, se establece a nivel nacional y en cada una de las instalaciones nucleares que emplee materiales nucleares por encima del valor mínimo establecido en el Reglamento correspondiente.

 

ARTICULO 13.- La Secretaría Ejecutiva para Asuntos Nucleares será la encargada de regular, supervisar y controlar a nivel nacional las medidas necesarias para garantizar que en todo el territorio nacional se cumplan las obligaciones que comporta la contabilidad y control de materiales nucleares.

 

ARTICULO 14.- A los fines de cumplir lo que se establece en el artículo anterior, la Secretaría Ejecutiva para Asuntos Nucleares tiene las funciones siguientes:

a)         Reglamentar la adquisición, importación, empleo u operación, almacenamiento, producción, procesamiento, transportación, transferencia, evacuación y exportación, cuando competa, de materiales nucleares,

b)         Garantizar la verificación de la ejecución de la contabilidad y el control de los materiales nucleares, por parte de cada explotador de una instalación nuclear en el país.

c)         Realizar las tramitaciones correspondientes con la Organización Internacional de Energía Atómica (OIEA) en cuanto a la ejecución de los acuerdos en esta materia.

ch)       En todo lo relativo a la contabilidad y control de los materiales nucleares, la Secretaría Ejecutiva para Asuntos Nucleares ostentará la representación del Estado cubano en sus relaciones con órganos homólogos de otros países y con organismos internacionales especializados. El Ministerio de Relaciones Exteriores colaborará con la Secretaría Ejecutiva para Asuntos Nucleares en todo lo relacionado con estas actividades.

 

ARTICULO 15.- El nivel de contabilidad y control en cada instalación nuclear que lo necesite será ejercido por el explotador de la instalación de que se trate, según el Reglamento que dicte la Secretaría Ejecutiva para Asuntos Nucleares.

 

SECCION 3

Del Sistema de Medidas de Protección Física de los Materiales Nucleares, Sustancias Radiactivas y otras Fuentes de Radiaciones Ionizantes

 

ARTICULO 16.- Se entiende por Sistema de Medidas de Protección Física de los Materiales Nucleares, sustancias radiactivas y otras Fuentes de Radiaciones Ionizantes, el conjunto de medidas de contención, vigilancia y cuidado físico que se adoptan para prevenir el uso no autorizado de los materiales nucleares, sustancias radiactivas, y toda otra fuente de radiaciones ionizantes.

 

ARTICULO 17.- El Sistema de Medidas de Protección Física de los Materiales Nucleares, Sustancias Radiactivas y otras Fuentes de Radiaciones Ionizantes tiene como objetivo, crear condiciones que permitan:

a)         Prevenir y limitar las posibilidades de extracción y desvíos no autorizados de materiales nucleares, sustancias radiactivas y otras fuentes de radiaciones ionizantes.

b)         Prevenir el riesgo de actos de sabotaje contra las instalaciones que empleen materiales nucleares, sustancias radiactivas y otras fuentes de radiaciones ionizantes.

c)         Evitar usos incontrolados de los materiales nucleares, sustancias radiactivas y otras fuentes de radiaciones ionizantes.

ch)       Proporcionar la información y ayuda técnica necesarias, en apoyo a las decisiones que hayan de tomarse en caso de tener lugar los hechos expuestos en los incisos a), b) y c).

 

ARTICULO 18.- La Secretaría Ejecutiva para Asuntos Nucleares en coordinación con el Ministerio del Interior, será la encargada de regular la actividad relacionada con la Protección física de los materiales nucleares, sustancias radiactivas y otras fuentes de radiaciones ionizantes, ajustándose a las normas del Reglamento que a estos efectos se dicten.

 

SECCION 4

Del Sistema de Medidas de Seguridad de las Instalaciones Nucleares

 

ARTICULO 19.- Se entiende por Sistema de Medidas de Seguridad de las Instalaciones Nucleares el conjunto de medidas que garantizan, en condiciones de máxima seguridad, el emplazamiento, proyecto, diseño, construcción, puesta en marcha, explotación y cierre definitivo de las instalaciones nucleares, teniendo en cuenta las especificidades del riesgo de dichas instalaciones.

 

ARTICULO 20.- El Sistema de Medidas de Seguridad de las Instalaciones Nucleares tiene los objetivos siguientes:

a)         Establecer las condiciones y requisitos generales de seguridad y responder de su cumplimiento.

b)         Garantizar el examen y la aprobación del emplazamiento, la construcción, el diseño, la puesta en marcha, la operación y el cierre definitivo de las instalaciones nucleares.

c)         No otorgar o retirar la licencia correspondiente en el caso de no reunir las condiciones y requisitos de seguridad establecidos.

ch)       Adoptar las medidas adecuadas para su cierre definitivo, una vez concluida la vida útil de la instalación de que se trate.

 

ARTICULO 21.- Las medidas de este Sistema comprenden, entre otras, la regulación de los siguientes aspectos:

a)         Selección, evaluación y aprobación del emplazamiento.

b)         Evaluación y aprobación del proyecto y diseño de la instalación.

c)         Comprobación de la correspondencia entre la construcción y el diseño.

ch)       Control de la presentación y supervisión del programa de control de las garantías y certificados de calidad correspondientes.

d)         Establecimiento de los requisitos para el personal de operación y aprobación según el nivel requerido en cada caso.

e)         Aprobación y control del programa de puesta en marcha de la instalación.

f)          Establecimiento y control de los límites y condiciones operacionales.

g)         Aprobación y control del programa operacional.

h)         Aprobación del plan de medidas en previsión de situaciones de emergencia.

i)          Comprobación de la eficiencia de los sistemas y dispositivos de seguridad.

j)          Control sistemático sobre el medio ambiente.

k)         Establecimiento y control del programa para el cierre definitivo de la instalación.

l)          Control de los suministros y de las transportaciones de los materiales, componentes e instalaciones nucleares.

 

ARTICULO 22.- La Comisión de Energía Atómica de Cuba queda facultada para dictar las reglamentaciones necesarias para la adecuada aplicación del Sistema de Medidas de Seguridad de las Instalaciones Nucleares. La Secretaria Ejecutiva para Asuntos Nucleares será la encargada de supervisar y controlar su aplicación.

 

A los fines de recibir cooperación en algunas de las funciones que le son atribuidas, podrá crear Comisiones Técnicas Asesoras, integradas por personal calificado propio o de otros organismos,

 

ARTICULO 23.- Corresponde al Ministerio de las Fuerzas Armadas Revolucionarias, al Ministerio del Interior y a los órganos locales del Poder Popular, en coordinación con los organismos nacionales pertinentes, organizar centros de operaciones nacionales y locales para hacer frente a las situaciones de emergencia.

 

Estos organismos, en coordinación con la Comisión de Energía Atómica de Cuba, adoptarán las medidas de previsión para las situaciones de emergencia.

 

La Comisión de Energía Atómica de Cuba revisará, evaluará y aprobará los planes generales de emergencia y asesorará sobre su integración con otros planes de emergencia no nucleares. También evaluará la naturaleza y magnitud de todo accidente radiológico, a fin de determinar si constituyen situaciones de emergencia.

 

SECCION 5

Del Sistema Nacional de Protección Radiológica

 

ARTICULO 24.- Se entiende por Sistema Nacional de Protección Radiológica el conjunto de medidas tendentes a asegurar que la exposición a las radiaciones ionizantes de los individuos, la población y el medio ambiente, se mantengan dentro de límites aceptados internacionalmente.

 

ARTICULO 25.- El Sistema Nacional de Protección Radiológica tiene los objetivos siguientes:

a)         Realizar, sin riesgos adicionales, cualquier actividad relacionada con la utilización pacífica de la energía nuclear.

b)         Asegurar la protección al trabajador ocupacionalmente expuesto, a la población en su conjunto y el medio ambiente contra los efectos nocivos de las radiaciones ionizantes.

 

ARTICULO 26.- La Comisión de Energía Atómica de Cuba está facultada para dictar las regulaciones necesarias tendentes a:

a)         Garantizar que toda práctica que implique exposición esté justificada; asegurar que no se violen, en ningún caso, los límites de dosis establecidos y mantener las dosis de exposición a los niveles más bajos que se pueda razonablemente conseguir.

b)         Restringir la exposición debido a las fuentes naturales de exposición intensificadas por prácticas tecnológicas.

c)         Restringir la exposición debida a la dispersión de sustancias radiactivas en el medio ambiente, limitar y controlar las descargas radiactivas, evitar la dispersión de los contaminantes radiactivos que puedan afectar al hombre o alterar el equilibrio ecológico y asegurar la gestión adecuada de los desechos radiactivos.

ch)       Garantizar la transportación y almacenamiento seguros de las sustancias radiactivas.

d)         Conocer y evaluar la magnitud y consecuencias de todo accidente radiológico.

 

ARTICULO 27.- El Sistema Nacional de Protección Radiológica se ejecutará a nivel nacional y en cada una de las instalaciones donde se empleen materiales nucleares, sustancias radiactivas y otras fuentes de radiaciones ionizantes.

 

ARTICULO 28.- La Secretaría Ejecutiva para Asuntos Nucleares tendrá a su cargo la organización, supervisión y control del Sistema Nacional de Protección Radiológica a nivel nacional. A tales efectos, la Comisión de Energía Atómica de Cuba, dictará los Reglamentos que resulten necesarios.

 

El Ministerio de Salud Pública será el encargado de regular lo relativo a este Sistema en las instalaciones de Rayos X de sus unidades y de ejecutar el control operacional de la protección radiológica en las instalaciones radiactivas que, por su categoría radiológica, no se justifica que posean un servicio de protección radiológica propio, así como de ejercer el control médico necesario de todas los trabajadores ocupacionalmente expuestos, ajustándose a las normas del Reglamento que oportunamente se dicten.

 

El Comité Estatal de Trabajo y Seguridad Social será el encargado de elaborar las disposiciones normativas laborales que se aplicarán según las especificidades de los puestos de trabajo, sexo y otras, a los trabajadores ocupacionalmente expuestos.

 

ARTICULO 29.- La Comisión de Energía Atómica de Cuba será la encargada de regular y controlar integralmente, en el contexto del Sistema Nacional de Protección del Medio Ambiente y del Uso Racional de los Recurso Naturales, establecida por la Ley número 33, de 10 de enero de 1981, las actividades encaminadas a prevenir y evitar la contaminación radiactiva del medio ambiente.

 

CAPITULO V

DE LA RESPONSABILIDAD CIVIL, ADMINISTRATIVA Y LABORAL

 

SECCION 1

De la Responsabilidad Civil

 

ARTICULO 30.- Las empresas y otras entidades estatales son responsables y tienen la obligación de indemnizar por los daños causados a otras organizaciones o a particulares con motivo de la utilización o manipulación de materiales nucleares, sustancias radiactivas y otras fuentes de radiaciones ionizantes.

 

La obligación de indemnizar no surge si el daño se produce por imprudencia o negligencia del propio perjudicado; pero por equidad y si las circunstancias lo justifican, dicha obligación puede hacerse extensiva también a este caso.

 

Las empresas y otras entidades tendrán derecho a reclamar al causante del daño lo que hubieren pagado en concepto de indemnización.

 

Si no es posible determinar el responsable del daño o si se trata de alguna organización insolvente la obligación de indemnizar recaerá en el Estado.

 

ARTICULO 31.- La reclamación por los daños a que se refiere el artículo anterior y la extensión y cuantía de la indemnización, se ajustará a las disposiciones correspondientes de la legislación civil vigente.

 

SECCION 2

De la Responsabilidad Administrativa

 

ARTICULO 32.- Las infracciones de las condiciones y requerimientos contenidos en las licencias que se otorguen, según el artículo 6 del presente Decreto-Ley, serán sancionadas con medidas de carácter administrativo, sin perjuicio de exigir la responsabilidad penal en que pueda haberse incurrido.

 

ARTICULO 33.- Las medidas de carácter administrativo aplicables, según la gravedad del caso, serán las siguientes:

a)         Suspensión de la licencia por un término de hasta 6 meses.

b)         Revocación de la licencia.

 

ARTICULO 34.- Las medidas previstas en el articulo anterior serán impuestas por la Secretaría Ejecutiva para Asuntos Nucleares.

 

ARTICULO 35.- Las medidas a que se refiere el artículo 32 se ejecutarán de inmediato y contra las mismas no se da recurso alguno.

 

No obstante, la Secretaría Ejecutiva para Asuntos Nucleares puede dejar sin efecto la medida impuesta a solicitud fundada de la entidad infractora.

 

SECCION 3

De la Responsabilidad Laboral

 

ARTICULO 36.- La Secretaría Ejecutiva para Asuntos Nucleares comunicará a las autoridades facultades para imponer medidas disciplinarias la violación por parte de los funcionarios o dirigentes que les están subordinados, del deber de imponer medidas disciplinarias a los trabajadores de instalaciones nucleares o a aquellos que en alguna forma intervengan en la operación de materiales nucleares, sustancias radiactivas y otras fuentes de radiaciones ionizantes, a los efectos de la responsabilidad en que puedan haber incurrido según lo dispuesto en la legislación vigente en materia de responsabilidad y disciplina de los funcionarios y, dirigentes.

 

 

DISPOSICION FINAL

 

Se derogan cuantas disposiciones legales y reglamentarias se opongan a lo dispuesto en el presenté Decreto-Ley, el que comenzará a regir a partir de su publicación en la Gaceta Oficial de la República.

 

DADO en el Palacio de la Revolución, en la Ciudad de La Habana, a 25 de mayo de 1982.

 

 

                                                                                                Fidel Castro Ruz

                                                                                    Presidente del Consejo de Estado