Cuba se prepara para las consecuencias del cambio climático

Con el fin de mitigar las consecuencias del cambio climático en Cuba, el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA) intensificará sus líneas de trabajo en este sentido, teniendo en cuenta las vulnerabilidades del país, se anunció hoy, en esta ciudad.

Según José Fidel Santana, viceministro del CITMA, los objetivos se centran en disminuir los riesgos costeros en los asentamientos poblacionales a causa de la elevación del nivel del mar, el azote de huracanes y otros fenómenos meteorológicos.

En exclusiva a la ACN, explicó que se calcula que esa creciente elevación alcance aproximadamente un metro de altura, lo que representa gran peligro para el país, puesto que la cuña salina tiene altas posibilidades de penetrar en el manto freático, causando la indisponibilidad de muchos de los recursos hidráulicos utilizados para el consumo humano, dijo.

La ciencia debe proyectarse, entonces, en lograr nuevas especies agrícolas resistentes a la salinidad y para ello hay que intencionar las acciones y proyectos, afirmó.

Agregó que se deben incrementar, también, las áreas boscosas, recuperar los humedales más afectados y detener en lo posible el deterioro de las crestas de arrecifes de coral.

Entre las directrices que se pretenden implementar están, además, la adaptación de programas relacionados con el ordenamiento territorial, la producción de alimentos, la pesca, el turismo y la actividad forestal, acotó el vicetitular.

Informó que este año se comienzan dos proyectos internacionales que tributan al cambio climático, uno de ellos dirigido a la protección y uso sostenible de los principales macizos montañosos cubanos y el otro se enfoca en la conservación de cuatro cuencas hidrográficas y sus áreas costeras.

Esas iniciativas son imprescindibles y permitirán una mejor mitigación y adaptación a los impactos previsibles del cambio climático en la nación cubana y en particular en los territorios que resultan más vulnerables por sus condiciones naturales o socioeconómicas, afirmó Santana.

Nos preparamos para cumplir el compromiso tomado en la Conferencia de las Partes de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático, firmado al concluir el 2015 en París, Francia, aseveró.

El libro Impacto del Cambio Climático y Medidas de Adaptación en Cuba, que recoge los resultados de los estudios de un colectivo de autores pertenecientes a 30 instituciones nacionales, manifiesta que desde mediados del pasado siglo la temperatura superficial del aire en la mayor de las Antillas subió en 0,9 grados Celsius como promedio.

Mientras, con respecto a las precipitaciones refiere que la variación más importante está relacionada con la tendencia a la disminución de las lluvias en la región oriental, sumándose eventos de sequía más frecuentes, intensos y prolon­gados.   

Fuente: AIN

citmaCopyright 2015 © MEDIOAMBIENTE.CU.

    Ultima Actualización: Miércoles 15 Noviembre 2017.